PRIMERA PROFESIÓN RELIGIOSA DE JULIAN ANDRES Y CARLOS ROBERTO

PRIMERA PROFESIÓN RELIGIOSA DE JULIAN ANDRES Y CARLOS ROBERTO

En el marco de la celebración en honor a san Pablo, los novicios Julián Andrés Sánchez Joaqui y Carlos Roberto Quiñónez Domínguez, emitieron sus primeros votos religiosos en la Sociedad de San Pablo.

Después de culminar el Noviciado, etapa de profundización de la vida religiosa y del carisma paulino, el pasado 30 de junio de 2021, en el marco de la celebración en honor a san Pablo, los novicios Julián Andrés Sánchez Joaqui y Carlos Roberto Quiñónez Domínguez, emitieron sus primeros votos religiosos en la Sociedad de San Pablo, reafirmando la respuesta al llamado recibido de Dios y dando un paso más hacia la formación del hombre integral al servicio de Dios y de la Iglesia.

Dada la situación sanitaria actual, la celebración se realizó con protocolos especiales en Bogotá, en la sede de la casa provincial. Fue presidida por el padre Danilo Antonio Medina Leguizamón, superior provincial. La ceremonia fue transmitida por medio de las plataformas digitales y a ella asistieron presencialmente los hermanos de la comunidad, junto con los familiares y cercanos de los Neo-Profesos que pudieron desplazarse.

En esta celebración, el padre Danilo Medina resaltó la importancia de san Pablo en la Familia Paulina, “el misterio de la vocación como manifestación de una infinita misericordia y gratuidad de Dios; el servicio como misión apostólica y el llamado como una luz para las gentes”. También exaltó la importancia de la tarea que cada religioso debe realizar en el apostolado, tarea que debe ahora ser también asumida por los nuevos profesos temporales, que inician un camino de configuración, de profundización, de servicio y de misión, como lo hizo san Pablo.

Resaltó igualmente la gratitud ante Dios, por haber permitido en un período tan difícil la preparación y la realizaron de este noviciado, que fue recorrido de reflexión y contemplación hacía una nueva etapa, de conocimiento personal, espiritual, apostólico y comunitario, que regirá la vida religiosa de ahora en adelante, poniendo en práctica lo aprendido, volviendo a las raíces del carisma y viendo el presente con una visión hacia el futuro. Es así, como se vive la gratitud a Dios y como san Pablo espera poder seguir evangelizando. Por eso es útil “dar gracias a Dios en todo momento, pues es lo que Dios, en Cristo Jesús, quiere y espera de nosotros”. (1 Tes 5,18)

“Dar gracias a Dios en todo momento, pues es lo que Dios, en Cristo Jesús, quiere y espera de nosotros”.

(1 Tes 5,18)

Después de la celebración, todos los asistentes pudieron también participar de un ágape fraterno, continuando así su gesto de agradecimiento hacia Dios y sus felicitaciones a los nuevos profesos paulinos.

Ah, hola 👋
Un placer conocerte.

Regístrate para recibir contenido genial en tu bandeja de entrada, cada semana.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

CATEGORÍAS

Comentarios

Wordpress (0)
Disqus (0 )